.RU

Sin duda, la conducta humana es uno de los mecanismos más complejos que la naturaleza ha formado a través de millones de años de constante transformación y - старонка 125


En los primeros playoffs se enfrentaron a los Naranjeros de Hermosillo y Zappelli, logró salvar dos partidos, el viernes 4 de Enero de 1991 en Hermosillo, lanzando dos entradas, sin permitir imparable. Dos días después en el mismo parque, consiguió el segundo con una entrada y un hit, eliminado a los Naranjeros. En la final de zona contra los Potros, logró solo un salvado, con labor de 3 entradas, 2 hits, 0 carreras y triunfo de 17-9. Finalmente los Potros regresaron al Tomás Oroz, para ganar los dos juegos por 11-4 y 4-3.

Han amenazado fuertemente la marca de Mark Zappelli, como en el 2003-04 de parte del cerrador de los Venados, Bryan Corey, que el domingo 21 de Diciembre del 2003, llegó a 21 salvamentos, en la victoria de Mazatlán por 2-1 sobre Mochis. Tenía siete juegos por delante para empatar cuando menos, pero el 27 de Diciembre, hizo buen relevo ante Mexicali de una entrada, pero estaba el marcador 4-0. Perdieron cuatro juegos y en otro, vino un completo de Pablo Ortega. El pitcher de Culiacán, José Silva llegó a 21 salvados el viernes 28 de Diciembre del 2007 contra los Mayos de Navojoa, pero los dos últimos partidos de la temporada, fueron derrotas de los Tomateros ante los Mayos…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Sábado 3 de Diciembre de 2011

Siempre me ha gustado llevar estadísticas de todo. Ha sido una labor muy minuciosa por muchos años, pero a la vez entretenida. En la presente temporada, es casi seguro que se batee el jonrón número 20 mil. El primero lo bateó Jesús Mendoza de los Ostioneros, al ponerse en marcha la Liga Invernal de Sonora en 1958 en el Estadio “Fenando M. Ortiz” sobre los lanzamientos de Miguel Sotelo de los Naranjeros. El cuadrangular número mil, lo bateó Héctor Espino de Hermosillo el sábado 31 de Octubre de 1964 en el viejo parque de Guaymas al ganar Hermosillo 9-2, con pitcheo de Horacio Solano, que superó a Arturo Cacheux. En ese partido Espino bateó dos, Kiko Castro otros dos y Juan de Dios Villarreal uno. Se jugaron once temporadas más y al terminar la campaña de 1976-77, el total de bambinazos era de 4,490. El jonrón cinco mil, lo bateó Andrés Mora de los Cañeros en el Estadio “Emilio Ibarra Almada”, el viernes 14 de Octubre de 1977 al pitcher Carlos Ernesto Kuk Lee de los Algodoneros, que finalmente venció a Mochis por 8-4 con ayuda de German Raygoza. Ese día hubo cinco juegos y solamente se batearon tres jonrones. El segundo de Armando Lara en el mismo juego de Mochis y otro de José Bojorquez de Culiacán en el “Teodoro Mariscal”.

Al finalizar la campaña de 1989-90 el total de batazos de cuatro esquinas era de 9,899 y con 101 más se arribaría a los 10,000. El sábado 3 de Noviembre de 1990 en el Estadio “Manuel Echeverría” de Navojoa, los aficionados que asistieron, vieron batear un jonrón a Matt Stairs sobre el pitcher Andrés Cruz de Mazatlán y nunca se imaginaron que era el diez mil en la historia de éste béisbol, pero venció a los Mayos por 9-6 con salvamento para Salomé Barojas. Se llegó al jonrón 15,000 el miércoles 27 de Noviembre del 2002 y fue en el mismo parque de Navojoa, bateándolo Oscar Robles cuando estaba con los Mayos, siendo a la altura de la quinta entrada con uno en base y fue sobre los lanzamientos del zurdo Jaciel Acosta de los Algodoneros de Guasave, que perdieron por 6-5, siendo el ganador Aaron Quiroz. Hasta el viernes 2 de Diciembre del presente año, se han bateado 370 cuadrangulares y faltan 113 para arribar al jonrón veinte mil.

Si en jonrones, es casi seguro que se llegue a los 20 mil, en lo que respecta a carreras anotadas, posiblemente se anote la carrera 120 mil, pues con las 1,667 que se han timbrado hasta el viernes 2 de Diciembre del 2011, se llega a un total de 118,955. La temporada con mas anotadas es la de 1986-87, cuando se utilizó la pelota Comando, cerrando con 3,111. Otro año de muchas carreras fue la de 1981-82 con 3,018, cuando cuatro de los diez equipos, anotaron más de 300 carreras. Por cierto por muchos años, aparecía en la Guía Oficial, que el equipo con más carreras anotadas en una temporada era Obregón con 420 en 1972-73. Siempre me llamó la atención esa marca, que una ocasión me puse a sumarlas juego por juego y el resultado fue 394 carreras. A Humberto Galaz se lo hice saber, pero nunca quiso corroborar el dato. Finalmente en la nueva guía viene que el equipo que tiene la marca de mas anotaciones es Hermosillo con 415 en 1970-71, pero revisando concienzudamente cada una de las temporadas, nos encontramos que los Mayos de Navojoa en la VI temporada jugada de 1963-64, anotó 419 carreras. Fue el año que Ramón “Diablo”Montoya y Ronnie Camacho de los Rieleros anotaron 67 y sigue siendo la marca al respecto…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Domingo 4 de Diciembre de 2011

El primer pitcher en lanzar por los dos lados fue Tony Mullane del Louisville Eclipse en la Asociación Americana el martes 18 de Julio de 1882 en el Newinton Park de Baltimore, la casa de los Orioles que terminaron venciendo a Mullane por 9-8 con jonrón de Charlie Householder. Lo volvió a hacer con los Orioles de Baltimore el viernes 14 de Julio de 1893 en el West Side Grounds, perdiendo 10-2 ante los Colts de Chicago. Un pitcher muy chaparrito, Larry Corcoran de los White Stockings de Chicago fue el segundo pitcher en lanzar de derecho y zurdo. Lo hizo el martes 10 de Junio de 1884 en el Lake Front Park, venciendo 2-0 a los Blues de Cleveland. John Roach que era zurdo natural, fue otro que lanzó con los dos brazos el sábado 14 de Mayo de 1887 por los Gigantes de Nueva York en el Polo Grounds, siendo apaleado por los Filis y fue su único partido que jugó en las Ligas Mayores. Lanzó todo el partido, perdiendo 17-2. El último del siglo XIX, fue Elton Chamberlain, que le decían “Icebox” y lo hizo con los Colonels de Louisville frente a los Cowboys de Kansas City el miércoles 9 de Mayo de 1888 en el Eclipse Park. Cuando ganaba fácil por 18-6 en 7 entradas, las dos últimas las lanzo como zurdo. Todos estos lanzadores no tuvieron problema con el guante, pues no se usaba todavía.

Ya en el siglo XX, en una ocasión en la temporada de 1928 en la Western Association, clase C, el pitcher Paul Richard de los Chiefs de Muskogee se cambió frente a Brian Wilson de los Jayhawks de Topeka, que también era ambidiestro. Cada vez que se cambiaba de mano el guante, Wilson se colocaba en el lado opuesto del home, hasta que Richard tiró el guante al suelo, se puso de frente con ambos pies tocando la plancha de lanzar y esperó a que Wilson escogiera su lado. Bateo de zurdo y lo dominó con rola a segunda. El famoso cubano Dagoberto “Bert” Campaneris, llegó al béisbol de Estados Unidos, cuando tenía 20 años en 1962, con el Daytona Beach en la Liga de Florida, cubriendo la receptoría, los jardines, las paradas cortas y subió a la loma en tres ocasiones. En una de ellas, lanzó como zurdo y derecho, contra Fort Lauderdale, durante dos entradas, permitiendo una carrera y ponchando a cuatro. En la época moderna en las Ligas Mayores, el pitcher Greg Harris, convenció al manager de los Expos de Montreal, Felipe Rojas Alou, que lo dejara lanzar por los dos lados, en un juego que perdían por 9-3. En la novena entrada relevó a Willie Fraser y se enfrentó a Reggie Sanders de los Rojos, como derecho, dominándolo con rola al short, luego se cambió su guante de seis dedos a la mano derecha y le regaló la base a Hal Morris, siguió lanzando de zurdo y el catcher Ed Taubensee, fue out por la vía 2-3 y de nuevo volvió a lanzar de derecho ante Bret Boone, que sacó rola a sus manos para el out 1-3. Los Expos hicieron cuatro en la novena y perdieron por 9-7.

En el Washington Park de Brooklyn, sucedió algo, que parece imposible que se vuelva a repetir en las Ligas Mayores. Fue el sábado 13 de Agosto de 1910 en el segundo juego entre los Piratas de Pittsburgh y los Superbas de Brooklyn. El primero lo habían ganado los Piratas por 3-2 en 13 entradas. El segundo lo iniciaron el zurdo George“Nap” Rucker por los Superbas y el derecho Howie Camnitz por Pittsburgh. Ambos tuvieron un pitcher de relevo. El partido se suspendió por falta de visibilidad y ahí les va esto: quedaron empatados a 8 carreras, batearon la misma cantidad de 13 hits, fueron 38 turnos al bat, el catcher George Gibson de los Piratas, cometió un pasbol, lo mismo que el receptor de los Superbas, Bill Bergen. Los pitcheres poncharon la misma cantidad de 5 bateadores y regalaron también el mismo número de 3 bases y golpearon a uno. En el fildeo hicieron la misma cantidad de 13 asistencias, los 27 outs y 2 errores para cada club…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Lunes 5 de Diciembre de 2011

Los robos de bases no son tan espectaculares como los jonrones, pero en los últimos años se han puesto de moda otra vez, en lo que llaman el “béisbol pequeño”. Las estafas del home plate, siguen siendo muy raros, sobre todo cuando el corredor se lo roba sin ayuda de nadie. Los robos en el siglo XIX, eran si se avanzaba una base extra. Por ejemplo si estaba en primera base y con imparable llegaba a tercera, se le marcaba robo. Si estaba en tercera y con rodado al cuadro llegaba al pentágono, también se le daba una estafa. A partir de 1897, se reglamentaron los robos de base, tal como son en la actualidad, con pequeños cambios, como cuando sale un corredor a la siguiente base y aunque haya wild pitch o pasbol, de todas maneras es robo.

La marca de robos en forma individual y colectiva en nuestro béisbol, tiene muchos años que está vigente. El “Yaqui” Ríos con Guaymas impuso en la primera temporada de la Liga Invernal de Sonora, el récord de 12 estafas, cantidad que fue superada por David García de los Rieleros en la segunda campaña, terminando con 17. La llegada del michoacano Pancho García a los Yaquis en 1962-63, se convirtió en el jugador que rompió marcas, primero sumó 21 en esa temporada, subió a 37 un año más tarde y cuando los Yaquis ganaron su primer campeonato, el michoacano terminó con 49 robos, cantidad que parecía difícil de superar, hasta que llegó el moreno Mike Cole con los Algodoneros, dejando muy atrás la marca de Pancho, al sumar 58. Algunos se han acercado un poco a ese récord, pero han quedado cortos, como los 47 de Lou Frazier de los Mayos en 1989-90, luego otro que terminó con la misma cantidad fue Reggie Williams de los Yaquis en 1991-92. En las últimas 14 temporadas, solo Anton French de los Mayos cerró la temporada con 30 robos en el 2002-03. Precisamente un jugdor de los Mayos de Navojoa, que está debutando en este año de nombre Kraig Binick, acaba de llegar a las 20 estafas.

El primer equipo en imponer marca de robos en una temporada, fueron los Ostioneros con 43 en 1958-59, los Rieleros consiguen dos más en la siguiente campaña. De nuevo Guaymas se distinguió en robos en la quinta temporada con 58. Los Yaquis por varios años se distinguieron en su velocidad, pues primero se quedaron con la marca con 83 en 1965-66. Los Mayos en 1975-76 se quedan con el récord al robarse 97 bases, destacando los americanos Bob Detherage con 17, Bob Jones con 13, Jerry White con la misma cantidad y el mexicano Jorge Orta con 10. Obregón recuperó la corona de robos, cuando se estafaron 125 colchonetas en 1981-82, siendo el mejor el nicaragüense David Green con 26, Juan Navarrete y Leo Valenzuela con 19, Stan Davis con 17, Darryl Sconiers con 17 y Toño Villaescusa con 10. Los Yaquis también tienen grandes marcas de robos en una entrada y en un partido. El domingo 7 de Diciembre de 1975 en Navojoa, se estafaron 6 bases en la quinta entrada, siendo dos de John Scott, dos de Juan Navarrete, uno de John Balaz que fue el home, mientras que Paquín Estrada se robaba la segunda base. Los primeros cuatro robos fue mientras lanzaba Ernesto Córdova y los dos restantes con Ramón Guzmán en la loma. El partido lo ganó Obreón por 5-4, cuando en la séptima, Juan Navarrete bateó triple y anotó con wild de Guzmán. Los 9 robos fueron en el juego celebrado en el Tomás Oroz el martes 12 de Enero de 1971, que ganaron 7-3 a Guaymas. Las estafas fueron de León Brown, John Lowestein y Hal Breeden con dos cada uno, Dusty Baker, Francisco Estrada y Carlos Casa con uno…Después mas lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Martes 6 de Diciembre de 2011

De 1905 a 1907 la Comisión Mills, formada por seis personajes, se dio a la tarea de investigar los orígenes del béisbol. Esta investigación surgió de la polémica existente sobre este tema entre Albert Spalding, pitcher primero, mas tarde directivo y al mismo tiempo fabricante de utensilios para este deporte y Henry Chadwick, cronista y creador del Box Score y algunas estadísticas, quien argumentaba que este deporte se derivaba del juego inglés rounders. El 30 de Diciembre de 1907, se entregó el reporte final de dicha comisión, donde de acuerdo a las evidencias, el primer esquema para jugar béisbol fue creado por Abner Doubleday, en Cooperstown, Nueva York, en el año de 1839. Mucho tuvo que ver, el hecho de que Abner Graves, un ingeniero de minas de Denver Colorado, compañero de escuela de Doubleday, dijo lo que había hecho en Cooperstown y también enseñó una pelota con la que se jugó en aquella época.

Muchos años más tarde se comprobó que el lugar donde quedó el Salón de la Fama, era propiedad de Albert Spalding y que Doubleday, nunca vio un juego de este deporte. Alguien que contribuyó en el nacimiento del béisbol fue Alexander Joy Cartwright, empleado de banco, agrónomo, bombero voluntario y jugador de cricket. Presentó las primeras reglas para jugar el béisbol y fue el umpire que sancionó el primer partido, celebrado en Hoboken, New Jersey el 19 de Junio de 1946 en un campo de cricket de nombre Elysian, donde los Knickerbockers perdieron por 23-1 ante otro equipo que le pusieron de nombre “Los 9 de Nueva York”, formado por jugadores de cricket, que fácilmente le batearon al pitcher que lanzaba por debajo del brazo y de acuerdo con las primeras reglas, el equipo que hiciera 21 ases, que así se llamaron las carreras en aquél tiempo, no importando en cuantas “manos” que así llamaron a los innings o entradas como se conoce desde hace mucho tiempo. Cuando leí por primera vez algo al respecto en un libro que compré en Estados Unidos, en el mismo se hacía la pregunta: “quienes fueron los integrantes de ese conjunto que ganó el primer juego”. Lo que pasa, es que ese nuevo deporte, que Cartwright ideó, fue haciendo todo lo contrario del cricket.

Los campos de cricket tenían una dimensión de 140 por 150 metros, mientras que en el béisbol era la mitad. Se jugaba a mitad del terreno y el béisbol se llevaba a cabo cerca de las tribunas. Había dos wickets, mientras que en el béisbol se jugaba con 4 base. Solo un pitcher se utilizaba y no había relevos, mientras que en el cricket se llevaba a cabo con dos “bowlers” el nombre de los lanzadores. El bat era como remo, mientras que en el béisbol era cuadrado. La pelota tenía la mitad del tamaño del cricket. Lo más diferente fue que un equipo mandaba batear a sus doce jugadores y hasta que fueran puestos out, bateaba el otro conjunto. En el béisbol, eran tres outs y bateaba el otro equipo. Los pitcheres del béisbol antiguo lanzaban por debajo del brazo y tenían que completar el partido…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Miércoles 7 de Diciembre de 2011

Son en total 45 partidos de entradas extras, que han jugado Obregón y Navojoa, hasta el pasado martes, que se fue a 14 episodios. En 22 ocasiones ha sido a favor de los Yaquis, 17 veces han ganado los Mayos y en seis partidos han empatado. El primero se llevó a cabo en el Estadio “Alvaro Obregón” el viernes 9 de Noviembre de 1962, siendo decidido por jonrón de tres carreras de Jesús Lechler, que era el catcher de los Mayos, sobre los lanzamientos de Mario “Toche” Pelaez, en la parte alta de la entrada once. Fue la primera temporada que ambos equipos jugaron, pues en 1958-59 no compitió Navojoa, que tomó el lugar de Obregón en la segunda. Los Yaquis volvieron en la tercera y de nuevo en la cuarta se jugó con solo cuatro conjuntos. Fue hasta la quinta, cuando volvió Navojoa y compitieron por primera vez los Cañeros. Repiten en once entradas el viernes 8 de Enero de 1965, en un gran duelo de veracruzanos, cuando Ramón Arano el ganador, logró ponchar a 13, mientras su compadre Alfredo Ortiz sumó 10 chocolates, quedando el partido 2-1 a favor de Obregón. Vino el primer empate, cuando después de jugar 13 entradas en el Estadio Revolución el miércoles 8 de Diciembre de 1965, se suspendió por límite tiempo, anotando 4 carreras, cada equipo.

Ya en los nuevos parques, vino el partido más largo que fue de 17 entradas, entre estos dos conjuntos y fue el sábado 12 de Octubre de 1974, en la temporada dedicada a Baldomero “Melo”Almada. El umpire principal fue Fernando Guerrero que recibió las alineaciones, que fueron por parte de los visitantes Yaquis con Antonio Villaescusa 6, Manuel Ponce 8, Dan Briggs 3, Jerry Turner 7, Rommel Canada 9, Jesús Sommers 5, Francisco Estrada 2, Obed Plascencia bd, Juan Navarrete 4 y el pitcher Frank Kenyon. Los Mayos con Victor Manuel Félix 9, Joe Simpson 8, Rudy Hernández 5, Lamar Johnson 3, Carlos “Bobby” Treviño bd, Juan Arvizu 4, Steve Patchin 2, Bernardo Martínez 7, Gustavo Ramírez 6 y Jim Allen el lanzador. En la tercera entrada, Allen tuvo al “Paquín” Estrada en tercera con dos outs, pero dominó a Briggs con rola a segunda. Por su parte Kenyon, vivió un momento de peligro en la séptima con Johnson en tercera con un out, pero ponchó a Arvizu y Patchin. Después de lanzar once entradas, vino al relevo Porfirio Salomón por Kenyon, mientras Allen, todavía retiró la entrada quince, sumando 12 ponches. Lo rescató Pancho Maytorena, que en la entrada 17, con dos outs, recibió doble de Jerry Turner, pasó intencional a Canada, otra transferencia para Sommers y Francisco Estrada se convirtió en héroe al batear jonrón con caja llena, para el triunfo de 4-0.

Durante la temporada de 1982-83, que se jugó sin extranjeros, vino el segundo de más entradas con 16 y se llevó a cabo en el Tomás Oroz, el lunes primero de Noviembre de 1982, donde Moi Camacho el manager de los Yaquis, solo utilizó a dos pitcheres, que fueron el zurdo Luis Villanueva, que lanzó 11 entradas y un tercio, dejando el resto para Carlos Sosa, que se llevó el triunfo por 1-0. Por los Mayos desfilaron, Ramón Villegas que duró 10 entradas, Mario Nuñez que solo se enfrentó a un bateador y le pegó de hit, luego el derrotado Pablo Estrada que estuvo 5.1 entradas y Jaime Granillo con un bateador que le conectó el hit del gane. En el cierre de la entrada 16, Juan Navarrete abrió con rodado de hit entre segunda y primera, Refugio Cervantes realizó muy bien el sacrificio, pasaron intencional a Gabriel Lugo, pero Francisco “Chino” Márquez, conectó imparable productor, cuando eran las 12 de la noche con 14 minutos.

En Navojoa se han celebrado 27 partidos de entradas extras, con 11 victorias para Obregón, misma cantidad para los Mayos y 5 empates. En los parques de Obregón son 19, donde los Yaquis han triunfado en 12 ocasiones, por 4 de los Mayos, siendo los últimos tres a su favor, con dos empates, uno muy recordado porque fue el inaugural de 1983, cuando jugaron 12 entradas y terminó 1-1. En la sexta Mike Felder la sacó por el izquierdo y cuando parecía que ganaban, en la novena Joel Pérez empató de la misma manera…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Jueves 8 de Diciembre de 2011

Leonardo González de los Mayos de Navojoa, ya tiene varios años lanzando tanto en verano, como en invierno, pero en el presente, ha mejorado muchísimo, tanto en victorias, como en efectividad. Lo hemos visto lanzar en varios partidos y se nota la confianza que tiene a la hora de enfrentarse a los bateadores. Estuvo con los Yaquis en varias temporadas, pero nunca recibió la oportunidad de mostrarse, en cambio en el verano, desde que tenía 18 años lanzó con los Dos Laredos. Tardó en madurar y ahora ya se ha convertido en un excelente pitcher, que lo han estado utilizando en plan de relevo y a veces como cerrador. En el verano su efectividad en nueve temporadas es de 4.86 y en invierno en siete es de 5.81. En la pasada temporada en la Liga Mexicana con el Tabasco tuvo 12-5 como abridor y efectividad de 3.96. Con los Mayos en esta campaña, Leo, nativo de Obregón, ha estado en 40.1 entradas y por eso no es el líder en efectividad, pues necesitaría tener 49 innings, para poder calificar, pero que actuación tan sensacional está teniendo pues ha permitido solo 4 carreras limpias, ha ponchado a 35 con 7 bases por bolas y su efectividad en 0.89. No hace mucho contra los Cañeros, logró ponchar a Sebastián Valle, Juan Carlos Gamboa y Justin Christian con 9 lanzamientos.

Esta actuación me hizo recordar a Rudy Seañéz de los Aguilas de Mexicali, que en la temporada de 1991-92, realizó una actuación fuera de serie, pues en 31 salidas como cerrador, conquistó 17 salvamentos, pero lo increíble fue que no le anotaron ninguna carrera, ni sucia, ni limpia en 34 entradas de labor, terminando con 0.00 en efectividad, algo que nadie había hecho y tampoco han igualado desde aquél entonces. Con una tremenda velocidad, logró ponchar a 71 contrarios, regaló 23 bases y permitió solo 8 imparables de 108 bateadores que se le enfrentaron. Golpeo a uno y tiró 3 lanzamientos descontrolados. Además ganó tres juegos sin derrota. Debutó el jueves 17 de Octubre de 1991 en el Nido, ganando los Aguilas por 3-1 con crédito para Javier de la Hoya y el primer salvado para Rudy que nació en Brawley, California, muy cerca de la frontera con Mexicali. Tenía 23 años, cuando llegó a Mexicali, pertenecía a los Indios de Cleveland y había lanzado con el Canton-Akron en la Liga Eastern, donde había salvado 7 juegos. Mexicali se enfrentó a Hermosillo en el primer playoff y en un relevo que hizo a Isaac Jiménez de dos entradas, ponchó a los seis y dio una base. El jueves 16 de Enero en el “Héctor Espino” entró a lanzar en la décima entrada, permitiendo una carrera, que fue la del triunfo de Hermosillo por 8-7. Fue la única que admitió en toda la temporada.

El año pasado, Pablo Ortega tuvo con los Venados 5-7 y 4.09, siendo la más mala que había tenido en 14 temporadas. Ahora está peor en números, pero en efectividad ha sido bueno, pero no ha encontrado el apoyo de la ofensiva. Acaba de llevar a 8 derrotas a cambio de solo dos victorias, pero su promedio de carreras limpias es buena con 3.65, que lo coloca en el octavo lugar de los mejores diez. Es el pitcher en activo con más victorias con 69 y parece imposible que pudiera llegar a las cien. Solo ocho lanzadores han arribado a los cien triunfos y los últimos fueron, Mercedes Esquer, cuando estaba con los Algodoneros el miércoles 6 de Noviembre de 1996 en el parque de los Cañeros, que los venció por 5-4, lanzando ruta completa. Otro gran zurdo, Angel Moreno, vistiendo el uniforme de los Naranjeros, arribó a las cien victorias el viernes 20 de Diciembre del mismo 1996, derrotando 7-0 a Guasave, donde llegó hasta la séptima entrada sin permitir imparable, hasta que Héctor García le dio el primero y terminó con labor de 2 hits y 5 ponches…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Viernes 9 de Diciembre de 2011

Los Mayos de Navojoa ha sido el equipo que ha estado más cerca de ganar todos sus juegos contra otro equipo en la misma temporada. Manejados primeramente por Matt Galante se enfrentaron a los Tomateros en el “Angel Flores” y perdieron por 4-2 ante Brian Holton, siendo Jim McDonald el derrotado. El segundo partido celebrado el sábado 11 de Octubre de 1980, los Mayos lo ganaron por paliza de 11-2, donde Fernando Camargo conectó dos bambinazos. El domingo triunfaron 7-4 con Angel Moreno en la loma. El martes 11 de Noviembre, llegaron los Tomateros, que no anotaron una sola carrera en los tres partidos. Perdieron 3-0 (Antonio Pollorena), 1-0 (Fernando Valenzuela) y 2-0 (Ramón Murguía). Empieza la segunda vuelta y en“Manuel Echeverría”, Fernando poncha a 12 para llegar a 93, recetando chocolate a 8 de los últimos 9, para ganar por 3-1. El domingo 30 de Noviembre doble cartelera con marcadores idénticos de 1-0 o sea que Culiacán anotó una sola carrera en seis juegos celebrados en Navojoa. Los Mayos despiden el año en Culiacán, ganando los tres juegos por 9-2, 9-4 y 4-2. A pesar de lucir tanto contra Culiacán, los Mayos terminaron con 42-42 en las dos vueltas, quedando eliminados.

Otro equipo que tuvo un gran dominio en una campaña fue Hermosillo, que celebró 14 juegos contra Mexicali, ganando 12 de ellos. Los dos juegos inaugurales por 4-0 y 7-5. En el Nido entre el 30 y 31 de Octubre, se llevaron los tres con pizarras de 12-6, venciendo a Rudy Seañéz, el domingo dos de siete entradas por 7-4 y 3-2. Al empezar la segunda vuelta el martes 23 de Noviembre, ganaron los Naranjeros en 11 entradas por 5-4, anotando dos en la última entrada. El segundo quedó 7-4 y el último al llegar a 8 victorias al hilo, en 10 entradas triunfaron 6-5 con un wild de Isidro Márquez. En el Nido el sábado 4 de Diciembre ganaron su primer juego los Aguilas por 3-2, triunfo para Enrique Couoh con salvado para el “Chilo”Márquez. El domingo dos partidos de siete entradas, con Hermosillo saliendo triunfante por 5-4, al debutar como manager de los Naranjeros, Marvis Folley y Mexicali con Vicente Palacios en la loma ganaron por 6-0, para su segunda y última victoria en esa temporada, pues perdieron a visita 2-0 ante Juan Acevedo, 3-1 frente a Leo Pérez y 4-3 con crédito para Andrés Berumen, cuarto lanzador. Ambos ingresan a los playoffs, los Aguilas eliminado a los Venados y los Naranjeros derrotan a los Mayos, que pasan como mejor perdedor. En semifinales se encuentran Aguilas y Naranjeros, donde Vicente Palacios les lanza un doble cero por 12-0, donde Matías Carrilo, batea jonrón con caja llena. Aunque estuvieron arriba 2-1 los Aguilas, perdieron los tres últimos y Hermosillo se fue a la final barriendo a los Mayos.

En la campaña dedicada a Héctor Espino González, jugada de 1998 a 1999, los Yaquis tuvieron un dominio grande sobre los Mayos al ganarles 11 de 14 juegos. Los dos partidos inaugurales fueron para Obregón. En la primera serie normal, los Mayos jugando en su casa la ganaron 2-1. Se enfrentaron en Obregón y ahora les favoreció a los Yaquis por 2-1, siendo despedido el manager John Dave Hilton, siendo sustituido por José Bojórquez. Los últimos seis partidos, fueron sendas victorias para Obregón, donde Manuel Bernal les lanzó dos blanqueadas, una de un hit y la otra de dos. Los Mayos no entraron a los playoffs y los Yaquis le ganaron el primero a Culiacán, que se llevó los siguientes cuatro para ponerlos fuera. Ahora el campeón fue Mexicali con el Paquín Estrada de manager, que venció en la final a los Tomateros de Culiacán…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Sábado 10 de Diciembre de 2011

Por mucho tiempo no se supo quien había sido Cy Young, hasta que murió el 4 de Noviembre de 1955 en Peoli, Ohio. El Alto Comisionado en aquél entonces, Ford Frick, hizo guardia de honor ante su féretro y tomó la decisión de reconocer los méritos de este extraordinario lanzador y de ahí vino la idea de un trofeo que llevara su nombre, para el mejor pitcher de cada temporada. A partir de 1956 se empezó a otorgar dicho trofeo y el primero en ganarlo fue el pitcher de los Dodgers de Brooklyn, Don Newcombe que ganó 27 juegos por 7 derrotas. Durante once años solamente se lo daban a un lanzador de las dos Ligas Mayores, pero a partir de 1967, Jim Lonborg de los Medias Rojas lo ganó en la Liga Americana y Mike McCormick de los Gigantes en la Liga Nacional.

Cuando Denton True Young tenía 23 años se hizo profesional en Canton, que estaba a 50 millas de Gilmore, donde había nacido. Le pagaron 10 dólares al mes. Al demostrar una gran velocidad, su catcher dijo una ocasión que lanzaba como un ciclón y así fue bautizado. Poco después un periodista acortó su apodo a solo Cy, que se le quedó por el resto de su vida. Cuando llegó a Cleveland, llamó la atención por su manera como iba vestido y cuando se enfrentó a Chicago donde estaba de manager-jugador Cap Anson lo llamó “Rube” (campesino o aldeano), pero al final del partido reconoció que era buen pitcher, pues les ganó por 8-1 al debutar con las “Arañas” de Cleveland.

En ese año, los pitcheres tenían que lanzar de una placa de hierro que tenía medidas de cuatro por cinco pies y no podían salirse de ella. La distancia hacía el home era de 50 pies. Tres años más tarde la distancia se alargó a 60.6 pies y apareció por primera vez una pequeña placa de hule de 12 por 4 pulgadas. Eso no le afectó para nada, pues siguió ganando juegos. La primera vez que utilizó guante para lanzar fue en 1987 y era del tamaño de su mano. Cuando se hizo famoso por el Juego Perfecto que lanzó con Boston, lo entrevistaron y dijo lo siguiente: “En el siglo pasado tuvimos la ventaja de que la zona de strike era más grande, pero en cambio tuvimos en contra, que no se usaban guantes o eran muy chicos, por eso se cometían muchos errores que nos afectaban. Los viajes eran en las peores condiciones, los hoteles no tenían baños, las camas eran pésimas y que decir de la comida. Los sueldos eran malísimos y lo mejor ha sido aquí en Boston, donde me pagaron cerca de 4 mil dólares por la temporada”.

Cuando estaba con Cleveland a finales del siglo XIX, lo cambiaron con otros jugadores al equipo de San Luis que se llamaban “Perfectos”. Nunca le gustó la ciudad y en 1901 al empezar la Liga Americana, dio el salto a Boston, donde le pagaron mejor, Tuvo la oportunidad de estar en la primera Serie Mundial en 1903, cuando se enfrentaron a los Piratas de Pittsburgh, lanzó todo el primer juego y perdió por 7-3, permitiendo 12 imparables. Lo volvieron a utilizar hasta el quinto juego y en el parque de los Piratas, los venció por 11-2. Como la serie se programó a nueve juegos, ganó el séptimo por 7-3 y el decisivo se lo llevó Bill Dinneen por 3-0 y con ello ganaron la primera Serie Mundial.

Terminó su carrera en 1911 con los Rustlers de Boston en la Liga Nacional, lanzando su último juego el viernes 6 de Octubre de 1911 en el Washington Park de Brooklyn, perdiendo el juego 13-3 ante los Superbas, que le hicieron 11 carreras en 6.1 entradas, admitiendo 11 imparables. Ingresó al Salón de la Fama de Cooperstown en 1937…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

GRANDES JUEGOS

Por Alfonso Araujo Bojorquez

Estuvo lloviendo en los últimos días de Diciembre de 1978 y se cancelaron algunos partidos. Guaymas y Mexicali estaban peleando su llegada al round robin. El primero de Enero de 1979, los Aguilas jugaron dos partidos contra Navojoa de siete entradas y ambos los ganaron por 2-1 y 7-6, mientras Guaymas perdía 2-1 y 1-0 en Guasave, para aumentar las posibilidades de llegar a postemporada a los Aguilas. El martes 2 de Enero, los Ostioneros ganaron 1-0 en 9 entradas a los Algodoneros, pero con el mismo marcador los Algodoneros, casi eliminaron a Guaymas.

Cuando comenzó la doble cartelera a siete entradas, el cronista de los Mayos, Carlos Córdoba Guirado, nunca se imaginó lo que pasaría ese 2 de Enero, pues impondría marca para cronistas con 27 entradas trasmitidas en el mismo día. Los Aguilas tuvieron la siguente alineación: Dave Machemer 5, Lupe Chávez 6, Rich León 7, Bob Jones 8, Jim Collins 9, Tito Fuentes 4, Bob Oliver 3, Gabriel Lugo bd, Clemente Rosas 2 y el pitcher Ernesto Escarrega. Los Mayos con Rickey Henderson 8, Ramón “Abulón”Hernández 4, Gary Hancock 9, Jin Obradovich 3, Carlos Rivera 5, Leo Guerrero bd, Joe Gonzalez 7, Mario Mendoza 6, Juan Treviño 2 y el lanzador Antonio Pollorena. Empezaron a desfilar las entradas, donde ambos pitcheres seguían dominando a placer. Pollorena salió después de 12 entradas, permitiendo 7 hits y ponchando a 9, siendo relevado por el joven Angel Moreno, que lució enormidades en 7 entradas, permitiendo solo 4 hits. “El Indio de Acero”fue sustituido en el inning 14 con corredores en base, pero Ricardo Sandate, mantuvo el partido sin carreras, saliendo después de dos entradas y un tercio, siendo sustituido por Pancho Maytorena. Se abre la entrada 20 y el nuevo pitcher por los Mayos es Abraham Rivera, que retira en tres bateadores con par de ponches.

Responde Joe González con imparable y el manager Chuck Coggins, mete de corredor emergente a Miguel Suárez. Liga Mario Mendoza y se llena la caja con base a Juan Treviño. Se presenta a batear Rickey Henderson, que conecta muy bien la pelota por rumbo de las paradas cortas, donde Lupe Chávez fildea al primer bote, tira a home y prenden a Suarez, pero seguían tres hombres en base. Viene a batear el “Abulón”Hernández que hace lanzar a Maytorena que lo lleva a la cuenta de tres bolas y un strike. Podría venir la carrera de “caballito”, pero viene la orden del alto mando de los Mayos y el “Abulón” deja un toque preciso, que hace anotar a Mario Mendoza con la carrera del triunfo. A esas alturas ya se sabía que Guaymas había dividido en Guasave y estaba supeditado a que los Mayos ganaran el segundo, para eliminar a Mexicali.

Eran casi las 12:30, cuando se inició el otro encuentro, también programado a siete entradas. Arturo González fue el pitcher de Navojoa y Willie Muller por Mexicali. Partido muy rápido, donde los Aguilas anotaron la solitaria carrera en la cuarta entrada, cuando Tito Fuentes recibió base, Bob Jones tocó y en error del catcher Treviño, quedaron corredores en tercera y segunda, Collins fue ponchado y pasaron intencional a Bob Oliver, siguió Gabriel Lugo con rodado dentro del cuadro, forzando en home a Fuentes. Un gran turno tuvo Clemente Rosas, que consiguió la base por bolas, para timbrar Jones la carrera que a la postre fue del triunfo y el pase de Mexicali a postemporada. Era la una de la mañana con treinta y cinco minutos, cuando terminó la maratonica jornada. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Lunes 12 de Diciembre de 2011

Steve Moss se ha convertido en el pelotero importado que llega a más juegos conectando de imparable con 27, jugando para los Mayos de Navojoa. Revisando su historial de 10 temporadas en las ligas menores, tiene un porcentaje global de .269 y cuenta con 77 jonrones en 3,036 turnos legales al bat o sea tiene un promedio de un jonrón cada 39.42 turnos. Su mejor año de cuadrangulares fue en la Liga Independiente Atlántico con el Bridgeport en el 2010 con 22 y el verano pasado jugó con Campeche en la Liga Mexicana en apenas 10 juegos y lo dieron de baja. En estos momentos, todos estamos pendiente de lo que haga este pelotero nacido en Los Angeles, California el 12 de Enero de 1984. Nos pusimos a revisar sus 27 partidos donde ha conectado de imparable y el último donde se fue en blanco se llevó a cabo en Navojoa el 10 de Noviembre contra los Yaquis, que ganaron por 6-2 con crédito para Kip Wells. Fueron tres turnos legales con una base, recibiendo par de chocolates. En Culiacán dio comienzo la racha y hasta el momento, tiene 106 veces legales al bat, cuenta con 21 carreras anotadas y un total de 42 imparables, siendo 6 dobles y 6 cuadrangulares, para un porcentaje en esos 27 partidos de .396. En los primeros seis juegos donde vio acción fue contra Mazatlán y Obregón, viéndose mal ante el pitcheo de los Yaquis, pues solo conectó un hit en 11 turnos.

Otros jugadores extranjeros que ha bateado bien en juegos seguidos son el americano Dave Doster, que cubrió la segunda base para los Naranjeros en la temporada del 2002-03, conectando imparable en los primeros 20 partidos, imponiendo marca al respecto. Los Naranjeros abrieron la campaña en Mexicali y perdieron por 7-6. La alineación de Hermosillo al inaugurar en el Nido fue con Carlos Gastelum 6, Cornelio García 3, Dave Doster 4, Bryan Nelson 9, Juan Carlos Canizales bd, Jesús Cota 7, Iker Franco 2, Héctor García 8, Ernesto Carrasco 5 y Steve Randolph el pitcher. El manager fue Derek Bryant. Fue parado el jueves 8 de Noviembre, en un partido que ganó Hermosillo 6-5 a los Mayos de Navojoa, pero Doster se fue en blanco en cinco turnos. Excelente campaña de Dave, pues terminó con .321 de porcentaje, 9 para la calle y 46 carreras producidas. Lo mismo hizo el dominicano Sandy Madera al comenzar la campaña del 2009 y debutar con los Cañeros. Fueron también 20 partidos pegando de hit, empatando la marca de Doster. Al inaugurarse la temporada el 10 de Octubre del 2009 en Mochis, Madera tuvo feliz debut al batear jonrón en la sexta en la victoria de 2-0 sobre Guasave. Curiosamente fueron los Mayos, quienes pararon a Madera el martes 3 de Noviembre en Mochis, donde ganó Navojoa por 1-0 con Brian Adams en la loma. Sandy se fue de 3-0 con una base y un ponche. Como olvidar la actuación del dominicano que resultó campeón bateador con el alto porcentaje de .413.

El primer récord que se reconoció de juegos seguidos pegando de hit fue de Guillermo “Diablo” Núñez de los Yaquis en la tercera temporada, llegando a 19 partidos, siendo parado por Emilio Ferrer de Guaymas. Hubo otro pelotero que terminó la temporada con 19 encuentros pegando imparable y fue Ramón “Palmilla” González de Empalme. Lo vendieron a la Liga de Nayarit y nunca volvió a este béisbol. Después tuvo en su poder la marca por muchos años, Jesús Bustamante con 23, jugando para los Rieleros. El récord subió a 25 juegos, que lo hizo Carlos “Chaflán” López de Mexicali en 1982. Parecía que los 29 juegos de Andrés Mora con los Yaquis, duraría más años, pero el joven Christian Quintero con Mochis, consiguió 35 en el 2005…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Martes 13 de Diciembre de 2011

Trabajaba en Radio IQ como locutor y un día del mes de Agosto de 1963, estuvimos hojeando una revista, los locutores Eduardo Valenzuela, Marco Antonio Muñoz y un servidor, donde veíamos fotos de la ciudad de Nueva York, que anunciaba para el año entrante la Feria Mundial. Rápidamente hicimos planes para asistir, pero el único que lo hizo fui yo. En los primeros meses de 1964, me enteré que la compañía Greyhound de autobuses, tenía una promoción de 99X99 o sea que se podía viajar por espacio de 99 días por 99 dólares. Había estado en Norteamérica, pero en la frontera. A finales de Mayo llegué a Tucson, donde empezaron los 99 días y con boletos especiales empezó mi largo viaje, primero rumbo a El Paso. Ahí cambié de autobús hasta San Luis, Missouri. Me bajé unas horas para conocer el edificio donde estaba The Sporting News y con mi poco inglés me di a conocer y me atendió un señor de apellido Kachline, quien me enseñó la manera como llevaban las estadísticas de la Liga Mexicana de verano y en especial de Héctor Espino, que llevaba gran paso en jonrones con el Monterrey. De nuestro béisbol de invierno, no sabían nada. Me ofreció algunas guías de años anteriores y las compré a un dólar cada una. Eran guías de finales de los cuarenta y principio de los cincuenta, que me han servido mucho. Me hubiera gustado conocer el Sportsman’s Park, la casa de los Cardenales, pero no se pudo.

Mi siguiente parada fue la ciudad de Washington, donde estuve un solo día y conocí los lugares más turísticos como la Casa Blanca, el Lincoln Memorial y el Cementerio donde está enterrado John F. Kennedy. Llegué a Nueva York y para arribar a Manhatan, tiene que pasar por debajo del rio Este por un tunel que se me hizo muy largo. Nunca había pagado tanto, para que un taxi me llevara al hotel donde me hospedé. Lo bueno que había personal que hablaba español y pregunté como llegar a la feria. Estuve todo el día y por la noche fui al Yankee Stadium, que era medio enredoso para llegar en el subway, que dentro de la isla es subterraneo y ya en el Bronx, donde está el parque de los Yankees, es por arriba. Tuve la suerte que ese día lanzó Eddie Ford por los Yankees que venció 3-0 a los Medias Blancas y me hizo recordar cuando lanzó en el Estadio “Alvaro Obregón”con el uniforme de los Venados en contra de los Yaquis el 18 de Diciembre de 1948, que por cierto le quitaron lo invicto, pues llevaba 7-0.

Anduve preguntando donde estaba el Salón de la Fama y me dieron una dirección muy lejos por la Broadway, pero no era el que andaba buscando. Por fin supe que estaba fuera de la ciudad y estaba en un pueblo de nombre Cooperstown, que está bastante retirado. Tomé un autobús que me llevó a ese pueblo, muy pintoresco, pues tiene un lago y varios museos como el de Agricultura que lo visité y el del escritor James Fenimore. Por supuesto el Museo y Salón de la Fama de Béisbol, ha cambiado de lugar y ahora es mucho más grande. Compre varios souvenirs y tras de pasar la noche en un hotel de madera, regresé a Nueva York, donde seguí asistiendo a la Feria Mundial, que por cierto estaba en Flushing Meadow, muy alejada del centro de la ciudad de la Gran Manzana. Regresé por la misma vía y tarde tres días en llegar a Obregón…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Miércoles 14 de Diciembre de 2011

Nunca he sabido porque le gustó tanto el béisbol a don Alfonso Robinson Bours Monteverde, nacido en Alamos, Sonora el 2 de Agosto de 1896, siendo su padre Tomás Robinson Bours Goyeneche y su abuelo que llegó procedente de Nueva York de nombre Thomas Robinson Bours. Consiguió don Alfonso la distribución de los automóviles Ford y se vino a radicar a Navojoa en 1924. En el centro de la ciudad, enfrente de la plazuela principal estaba su negocio, que también tenía un taller para el arreglo de dichos automóviles. Desde muy chamaco escuché el nombre de don Alfonso, sobre todo porque formó un gran equipo de béisbol, que con el nombre de Ford, se enfrentó a los mejores equipos de Obregón, Empalme, Guaymas, Culiacán y Mazatlán. Recuerdo que cerca de mi casa en Navojoa, vivían dos hermanos de apellido Ramírez, el de más edad le decían“Maguas”, que era el catcher de ese equipo Ford y el más joven era conocido como “Payoli”. También en el barrio vivía un pitcher de nombre Santos Soberanes cuyo apodo era “Indio”, que lanzaba a gran velocidad, pero tomaba mucho y duró poco como profesional.

Viendo el éxito que tuvo don Alfonso en Navojoa, la compañía Ford, le dio la concesión para Obregón, viniéndose a radicar en 1936. Aquí también patrocinó a equipos del béisbol amateur. Cuando Obregón ingresó a la Liga de Sonora en 1945, contribuyó para la formación del equipo “Chichareros” y poco después, ayudó en forma económica para la construcción de un nuevo estadio, que le pusieron de nombre “Alvaro Obregón”. En la siguiente temporada, don Alfonso tomó la presidencia del equipo de Obregón en la Liga de Sonora y pidió la inclusión en la Liga de la Costa en 1946, pero no hubo una sexta ciudad que quisiera competir y fue hasta 1947, cuando junto con los Cañeros de Los Mochis, formaron parte de éste circuito de invierno. Desde un principio contrataron excelentes peloteros que jugaron en los Estados Unidos, pero nunca pudieron ganar un campeonato en la pelota de invierno, aunque en verano resultaron ganadores en 1948 con Laureano Camacho como manager. La Liga de la Costa, tuvo muchos problemas, porque a medida que pasaban los años de competencia, las nóminas crecieron mucho y temporada tras temporada, las pérdidas eran enormes. En 1951 fue nombrado presidente del circuito costeño y siempre quiso que el número de equipos fueran ocho, cantidad que hubo con la llegada de Guadalajara, pero no duró mucho por el mismo problema y se llegó a tener a solo cuatro conjuntos, cuando vino el cierre final en 1957-58.

Pasaron los años, llegó la Liga Invernal de Sonora, que se convirtió en Liga Invernal Sonora-Sinaloa y al ingresar al Béisbol Organizado tomó el nombre actual de Liga Mexicana del Pacífico. Muy poco se sabía de la labor que había hecho don Alfonso a favor del béisbol en general y me propuse llevarlo al Salón de la Fama de Monterrey. Platiqué con don Juan Bours y el plan era el siguiente. Sacar a luz la historia de la Liga de la Costa y entregar un libro a cada miembro del comité elector, con la anuencia del director del salón, el señor Rafael Domínguez. Visité los periódicos que tenían información sobre la pelota de la costa, desde Mazatlán hasta Hermosillo. En la década de los cuarenta, los periódicos eran de cuatro páginas y solo tenían buena información de los juegos, cuando estos se celebraban en su parque. El libro lo editaron en la ciudad de México y fue un éxito. No hubo problemas para que don Alfonso, con toda justicia fuera un inmortal del béisbol mexicano…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Jueves 15 de Diciembre de 2011

Nos preguntó desde Nuevo Laredo, Tamaulipas, el colega y amigo Jesús Franco García, la actuación de Baldemar Carmona, que nació en esa ciudad y estuvo en invierno en la época que se llamaba Liga Invernal de Sonora. Cuando los Yaquis formaron nuevo equipo para competir en la V Temporada, jugada de 1962-63, bajo el mando de Luis “Molinero” Montes de Oca y primer año de don Rafael Parada Golarte como presidente del club, llegó Baldemar, después de jugar con El Paso en la Liga de Texas, donde bateó para .295 en 104 juegos. Cubrió la tercera base para los Yaquis y su día más grande fue el domingo 18 de Noviembre de 1962 en el estadio“Fernando M. Ortiz” de Hermosillo, cuando se convirtió en el primero en batear de 6-6, en la victoria de Obregón por 15-8. Conectó un jonrón de tres carreras y en su permanencia de tres temporadas, solo conectó dos. El segundo lo bateó en esa misma temporada en el parque “Alvaro Obregón” el sábado 8 de Diciembre y fue contra Mochis. Por cierto ese partido lo abrió Raúl Rodríguez que era novato y lo terminó ganando por 7-6 con gran relevo de Nacho Martínez. Baldemar regresó al año siguiente y se despidió con los Mayos en 1964-65, que cerró como manager, cuando Tomas Herrera fue suspendido por haber tenido una fuerte bronca con un umpire.

Leí en un libro de Estados Unidos, cuyo nombre es “Takes a Swing at Baseball” y en la página 20 dice que el 15 de Julio del 2005, Mike Stanton vino a lanzar por los Nationals de Washington frente a los Cerveceros de Milwaukee en la parte baja de la novena entrada. Las bases estaban llenas. Se subió a la loma y antes de hacer el primer lanzamiento, cometió balk y el hombre que estaba en tercera cruzó el plato con la carrera del triunfo. A Stanton le acreditaron la derrota sin haber realizado un solo lanzamiento. Busqué el juego de marras y me encontré que se celebró en el Miller Park de Milwaukee. Con el marcador empatado a tres carreras, vino en el cierre de la novena entrada a lanzar el mexicano Luis Ignacio Ayala en sustitución del dominicano Héctor Carrasco. El primer bateador fue el emergente Chris Magruder por el pitcher Julio Santana, que le bateó doblete por el jardín central, vino sacrificio de Brady Clark por la vía pitcher-segunda. Le ordenaron al “Chicote” Ayala que pasara intencional a Rickie Weeks y el manager Frank Robinson, llamó a Mike Stanton para que se enfrentara al zurdo Lyle Overbay y tal como dice el libro, el umpire de home, Bob Davidson, le marco balk, porque hizo un movimiento raro en la loma y se vino la carrera del triunfo. Pero la derrota fue para el nativo de Los Mochis, Luis Ignacio Ayala.

Dos peloteros con el mismo nombre y si también son pitcheres, causan confusión a la hora de las estadísticas. Es el caso de los Oscar Rivera, que por coincidencia son nativos del mismo estado de Sonora. Oscar Rivera Flores es derecho y nació en Guaymas, el 18 de Noviembre de 1975. El otro es el zurdo Oscar Javier Rivera Ruiz que vio la luz primera en Terrenote un pueblo cercano a Magdalena, el 13 de Abril de 1982. En Liga Mexicana no hay problema, pues están muy delineadas sus actuaciones, pero en el invierno, viene que Oscar Rivera Flores G., nació en Magdalena, que es zurdo y vienen las primeras temporadas del derecho de Guaymas, cuando militó con Mazatlán y Mochis y cierran con lo que hizo el zurdo Rivera, que en esta temporada, lanza para los Aguilas de Mexicali. También están los Adrián Ramírez, uno zurdo de Coahuila que juega para Yaquis y el otro derecho de Veracruz, que milita con Guasave. Con ellos no hay confusión…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Viernes 16 de Diciembre de 2011

Muchos aficionados no saben que hubo tres años en que funcionaron tres ligas mayores al mismo tiempo. La primera ocasión fue en 1884, cuando ya estaban la Liga Nacional desde 1876 y la Asociación Americana desde 1882. Por capricho de un millonario de San Luis, organizó una liga que le puso por nombre Unión Asociación, donde su equipo los Maroons de San Luis fueron los campeones con una gran ventaja sobre el segundo lugar los “Out Law Reds” de Cincinnati. Por supuesto, solo duró ese año. Continuaron las otras dos y en 1890 se formó una asociación de peloteros, que formaron un circuito que fue conocida como Players League. Ahí se dieron cuenta, lo difícil que era ser directivos de los equipos que compitieron. Ellos fueron el campeón Boston Reds, en segundo lugar terminaron los Wonders de Brooklyn y otros seis equipos fueron los Gigantes de Nueva York, Piratas de Chicago, Quakers de Filadelfia, Burghers de Pittsburgh, Infants de Cleveland y Bisons de Buffalo. Fue debut y despedida.

Para 1891 quedó solamente la Liga Nacional, donde compitieron 12 equipos y se dividió la temporada en dos vueltas. Esa situación de una sola liga, funcionó hasta 1900, pues al año siguiente vino el comienzo de la Liga Americana, empezando el robo de peloteros, pagándoles mejores sueldos. Dos años más tarde llegaron a un acuerdo y por eso empezó la Serie Mundial. Después de firmar un armisticio y cuando todo marchaba sobre ruedas, vino la aparición de la Liga Federal en 1914, que por supuesto formó sus equipos, pirateando peloteros a las dos ligas existentes. Eso hizo que pusieran una demanda, que duró casi dos años, pero la resolución federal fue que las dos ligas existentes, tenían la razón sobre el pirateo de jugadores y el fallo era que no podía seguir funcionando. La ciudad de San Luis, tuvo equipos en las tres ligas, siendo los Cardenales en la Nacional, Cafés en la Americana y los Terriers en el nuevo circuito. Lo mismo pasó con la ciudad de Chicago, pues Cachorros estaba en la Nacional, los Medias Blancas en la Americana y las Ballenas en la Federal. Por cierto que el dueño de este equipo, Charles Weeghman, construyó un nuevo parque, que le puso su nombre, más tarde fue conocido como Cubs Park y cuando Phillip K. Wrigley compró los Cachorros, le puso su nombre: Wrigley Field.

Con tantas ligas e infinidad de equipos, hubo jugadores que vieron acción en cuatro Ligas Mayores en el siglo XIX. Tenemos el caso de James Thomas McGuire, mejor conocido como “Deacon”,siendo un jugador que en la mayoría de sus partidos, cubrió la receptoría en 12 equipos diferentes, siendo el último en 1912 con los Tigres de Detroit. Por mucho tiempo, parecía que ese record de Deacon, de militar en 12 equipos diferentes, no sería igualado. Finalmente el pitcher Mike Morgan que empezó en 1978 con los Atléticos de Oakland, fue el primero de doce equipos, cerrando en el 2001 con los Diamondbacks de Arizona. El año pasado un pelotero muy conocido en Navojoa, militó con 13 equipos, quedándose con la marca y me refiero a Matt Stairs, que empezó con Montreal y siguió con Boston, Montreal, Cachorros, Milwaukee, Pittsburgh, Kansas City, Texas, Detroit, Toronto, Filis, San Diego y Washington. Para la próxima temporada, un pitcher le empatará esa marca y se trata del dominicano Octavio Dotel, que hasta este año, sumaba doce equipos y para el 2012, estará lanzando para los Tigres de Detroit…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Sábado 17 de Diciembre de 2011

Tan cerca y tan lejos, así estuvo el pitcher Miguel Angel González de los Venados, cuando después de ocho entradas contra Guasave, donde no le habían pegado de hit, ni anotado carrera, el primer bateador de la novena entrada, José Félix, le conectó jonrón por el izquierdo y le ligó sencillo Luis Borges, siendo relevado por Rafael Martin que sacó la entrada con par de chocolates. González que pertenece a los Medias Rojas, tuvo un verano, para olvidarse. Con Salem en la Liga Carolina, tuvo 0-1. Con el Pawtucket en triple A, también 0-1 y con Pórtland en doble A, en la Liga Eastern puso números de 0-5. Sumando los tres equipos, 0-7 y 5.40 en carreras limpias. En cambio con los Venados, tiene 4-0 y un promedio de efectividad bueno de 2.73, con triunfos sobre Navojoa en plan de relevo. Luego derrotó a los Cañeros en Los Mochis, su tercera victoria ante Aguilas en Mexicali y frente Algodoneros su mejor actuación.

Lo que vivió el pitcher Jaime Orozco con los Tomateros, no tiene parangón. Con la serie empatada entre Naranjeros y Tomateros, se fueron al decisivo el jueves 29 de Diciembre de 1988, siendo los pitcheres anunciados, Ricardo Solís por Hermosillo y Jaime Orozco por el equipo local. Llegó a la novena entrada, ganando por 1-0 y el nativo de Cd. Juárez, sacó los dos primeros outs. De emergente Rosario Zambrano, bateó un rodado difícil por segunda, donde Adulfo Camacho no pudo hacer la jugada y le marcaron error, ahí terminaba el perfecto. Base para Cornelio García y el parador en corto, Sergio Hugo Vizcarra le bateó jonrón de dos carreras, para perder el partido por 3-1. Fue el único que bateó en toda la temporada, Sergio Hugo. Tuvo otras dos salidas y perdió 4-0 ante Mazatlán y 6-0 frente a los Yaquis en el Tomás Oroz. Al año siguiente llegó a los Yaquis y tras de vencer a los Aguilas en Mexicali, el jueves 19 de Octubre de 1989 se enfrentó a Jesús Moreno de los Cañeros, que lanzó el partido perfecto por 1-0 y la carrera que admitió Jaime fue en la octava y fue sucia.

El que ha estado más cerca de dos juegos seguidos de doble cero, es Rafael García, cuando militó con los Algodoneros en 1980-81. El sábado 29 de Noviembre de 1980 en el Nido de los Aguilas, el nativo de Los Angeles, California, dejó sin hit ni carrera al conjunto de casa, con marcador de 2-0, perdiendo Carlos Ernesto Kuk Lee. En su siguiente salida que fue en Navojoa el viernes 5 de Diciembre, Rafael, estuvo dominador por espacio de ocho entradas, pero en la última entrada le conectaron de hit, pero terminó ganando con el mismo marcador de 2-0, cargando con la derrota el zurdo Angel Moreno.

El veracruzano Ramón Arano, cuando militó con los Yaquis, logró lanzar un partido de doble cero contra los Venados de Mazatlán en el Estadio “Alvaro Obregón” el martes 28 de Diciembre de 1965, con marcador mínimo de 1-0. Muchos años después con los mismos Venados el miércoles 4 de Noviembre de 1981 en el “Teodoro Mariscal”, llegó a la novena entrada ganando por 2-0 a los Tomateros. Dominó a los dos primeros bateadores y cuando tenía en dos strikes sin bola al emergente Porfirio Ruiz, le bateó línea de hit al center fielder. Algo parecido le pasó al oaxaqueño Nelson Matus de los Potros jugando en el Nido el miércoles 19 de Diciembre de 1984, cuando había dominado a los primeros 26 bateadores y se presentó de emergente el Walo Rivera por Jessie Baez y a la primera pitchada, se la retachó de hit al jardín central, perdiendo el juego perfecto, pero ganaron los Potros por 3-0…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Domingo 18 de Diciembre de 2011

Tuvieron que pasar 23 temporadas, para que de nuevo se tomen refuerzos para los dos primeros playoffs. Fue en la campaña de 1987-88, la última ocasión que se reforzaron los equipos que entraron a postemporada. En la Zona Norte, el líder fue Tijuana, seguido por Mexicali, Hermosillo, Guaymas y Obregón fue el eliminado. En el Sur los Tomateros terminaron en primero, enseguida Mayos, Venados, Cañeros, con Algodoneros fuera. El draft se celebró en Navojoa el martes 29 de Diciembre de 1987, siendo los Cañeros en escoger en primer lugar y se fueron por Arturo González de los Yaquis; los Venados se fueron por el catcher Raúl Martínez, también de Obregón; los Mayos escogieron a Pete Rice de Guasave; los Tomateros sobre el pitcher Dion Beck de los Yaquis; Hermosillo tomó al Chabelo Ceceña de Obregón; Mexicali se fue por Ron Washington de los Algodoneros, el mismo que manejó a los Rangers y Tijuana no dudó al escoger a Kevin Ward de los Yaquis.

En los primeros playoffs, que estaban programados a un máximo de nueve juegos, los Mayos, manejados por Alfredo “Yaqui” Ríos pasaron 5-3 sobre los Cañeros. Los Tomateros ganaron los dos primeros a los Venados, pero los siguientes cinco juegos, fueron victorias para Mazatlán, que estuvo dirigido por el cubano Carlos Paz. Los Naranjeros, pusieron fuera a los Ostioneros en ocho juegos, luciéndose Chabelo Ceceña con par de salvamentos. La serie de la frontera se convirtió más tarde, de lo más comentado, pues Tijuana derrotó a los Aguilas 5-3, pero más tarde se supo que varios jugadores de Mexicali, se habían vendido al Ing. Bonilla. Vinieron los nuevos refuerzos para las finales de zona. Tijuana tomó a Nelson Barrera, Hermosillo a Sherman Corbett, Mazatlán a Francisco “Paquín” Estrada y Navojoa a Mercedes Esquer. Los Mayos tuvieron que irse hasta el noveno juego, para poner fuera a los Venados. Ese partido se jugó en el “Manuel Echeverría” y se decidió en la décima entrada, cuando Guillermo Rodríguez batea doblete, corre Julián Wong. Pasan intencionalmente a Pete Rice, viene toque de David Domínguez, el pitcher Freddie Arroyo tira a tercera y el umpire marca seif. Llaman a Ramón Villegas para que se enfrente a Mario Mendoza, que batea hit al derecho, para el triunfo. Mientras los Potros, pasan sobre Naranjeros por 5-2.

Para la serie de campeonato, Tijuana se va sobre Ron Jones de Mazatlán y Navojoa escoge a Ricardo Solís de Hermosillo. Los Mayos abren en Tijuana con la siguiente alineación: Tony Chance bd, Fernando Villaescusa 4, Ray Torres 8, Pete Rice 3, Guillermo Rodríguez 7, Larry See 5, David Domínguez 7, Fernando Villaescusa 4, Mario Mendoza 6 y Ricardo Solís el pitcher. Los Potros con Mike Ramsey 9, Luis Antonio Pérezchica 4, Brady Anderson 8, Kevin Ward 7, Nelson Barrera 5, Andrés Mora 3, Ron Jones bd, Dan Firova 2, Enrique Ramírez 6 y Tim Leary el lanzador, que aguantó la ruta completa y ganó por 5-1. En el segundo, los Mayos apalean a Ramón Serna, pero funcionaron los relevos del ganador Alvaro Soto y el salvado para Leo Pérez, terminado el partido 4-3. Falló Salvador Colorado con relevo de Rudy Valdéz. En Navojoa, Jaime Orozco vence a Mercedes Esquer por 4-1 y todo terminó el lunes 25 de Enero de 1988, cuando Jesús “Chito” Ríos estuvo por espacio de ocho entradas y un tercio, ganando por 5-2, siendo rescatado por Leo Pérez, que sacó los dos últimos outs. Perdió, Hilario Rentaría con ayuda de Carlos Ibarra. Algo pasó en ésta serie, similar con lo de Mexicali y me lo dijo un elemento de los Mayos…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Lunes 19 de Diciembre de 2011

En la década de los setenta, de los ocho equipos que competían, solo ingresaban cuatro a los playoffs. En la última serie de la primera vuelta, los Algodoneros de Guasave, manejados por Jorge Fitch, perdieron la serie ante los Ostioneros de Guaymas en la campaña dedicada a Baldomero “Melo” Almada, que se jugó de 1974 a 1975. Los Naranjeros fueron los líderes en esa primera vuelta, seguidos por Culiacán, Navojoa y Obregón. En quinto aterrizaron los Algodoneros, luego Cañeros, Ostioneros y Venados en la cola. Cerraron el año de 1974, con una limpia que sufrieron ante los Mayos en Navojoa y su palmarés era de 15 ganados por 17 perdidos y nadie dudaba que serían eliminados junto con Mochis, Guaymas y Mazatlán. Celebraron la llegada del año nuevo, se reunieron con la directiva y prometieron los jugadores, buscar a como diera lugar su clasificación. Mientras en Culiacán, ya se deban dentro de los playoffs.

Ante un parque medio vacío, los Algodoneros se enfrentaron a los Venados de Mazatlán el miércoles 1º de Enero de 1975, donde Freddy Arroyo estuvo a un out del juego perfecto, pues Alfredo Ortiz de emergente le conectó imparable, ganando 4-0. Se llevaron los dos partidos restante por 7-3 (Octavio Salgado) y 2-1 (Manuel Lugo). Viajan a Cd. Obregón, donde ganan el primero por 5-4 en 10 entradas, siendo Salgado el ganador. Freddy Arroyo, lanzó otro gran juego, venciendo 6-0 a los Yaquis y a Nicolás García y en el segundo juego del domingo 5 de Enero, hubo fuegos artificiales, pues Guasave anotó 13 por 10 de Obregón. En este partido, Jerry Remy de Obregón se fue de 6-6, empatando récord. Llevan seis seguidos y las esperanzas crecían para llegar a postemporada. El martes 7 de Enero en su parque, recibieron a Guaymas y le aplicaron también la escoba, al ganar el primero por 3-2, con triunfo de Salgado. El segundo quedó 9-2 con gane para el zurdo Alfredo Mariscal. El jueves 9 de Enero, tenían que ganar para poner fuera a los Tomateros y enviaron su mejor carta, Freddy Arroyo que de nuevo lanzó muy bien, venciendo 4-1 a Guaymas, lanzando la ruta completa. Algodoneros y Yaquis, terminaron empatados en primer lugar en la segunda vuelta, pero por dominio, Guasave, se quedó con los 8 puntos y su pase a la postemporada.

Lo malo para Guasave es que en el primer playoff, les tocó de oponentes los Naranjeros, que fueron los primeros en puntos con 14 y además no pudieron abrir con su mejor lanzador que fue Freddy Arroyo. Aquellos Naranjeros utilizaban una alineación como esta: Mike Eden 6, Marcelo Juárez 8, Jerry Hairston 7, Héctor Espino 3, Joel Talley 9, Bobby Tucker bd, Elliott Wills 5, Francisco Chavez 4 y Sergio Robles 2. Los Algodoneros tomaron de refuerzo al zurdo Kyle Hypes que había lanzando para Guaymas y abrió el primer juego en Hermosillo, pero no pudo con Maximino León que los blanqueó 4-0. En el segundo, entre Eduardo Acosta y Dave Sells, les colgaron de nuevo las nueve roscas por 4-0. La serie se cambió a Guasave y ahí Freddy Arroyo venció apuradamente a los Naranjeros por 3-2, anotando la del gane en la novena entrada sobre el cerrador Dave Wells. La serie se puso 3-1, cuando el zurdo Joe Pactwa, refuerzo de Hermosillo, venció 4-1 a los Algodoneros y el último juego en el parque de Guasave, fue una victoria de 3-2 en diez entradas, de nuevo ante Sells. Al regresar a Hermosillo la serie, vino Eduardo Acosta con ayuda de Douglas Capilla, a derrotar 3-2 a Guasave y llegaron a la final, donde se encontraron con los Mayos, que limpiaron a los favoritos Yaquis, pero pagaron con la misma moneda, pues no pudieron ganarle un solo partido a Hermosillo, que se agenció su quinto título, bajo el mando de Benjamín “Cananea” Reyes…Después más lanzamientos. Correo Electrónico: alarb34@yahoo.com.mx

LANZANDO PARA HOME

Martes 20 de Diciembre de 2011

Los Yaquis ganaron su primer campeonato en la temporada de 1965-66, año en que ingresaron los Tomateros y Venados. De las pocas veces que un equipo empieza en primer lugar y ahí termina. Las adquisiciones de Jorge Fitch y Alfredo “Yaqui” Ríos fueron muy importantes y que decir de las actuaciones de Fred Wall y Jesús Robles, donde el 2010-07-19 18:44 Читать похожую статью
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • Контрольная работа
  • © Помощь студентам
    Образовательные документы для студентов.